Campaña de los pobres

Durante la semana pasada, COVID-19 se infiltró en 19 de las 28 prisiones de Michigan y causó más de 830 nuevas infecciones. Tres de las prisiones tenían más de 100 casos nuevos. Según los últimos datos del Departamento Correccional de Michigan, hasta la fecha un alarmante 87% de las personas encarceladas en las prisiones de Michigan han contraído COVID-19.

Sin duda, la pandemia ha amenazado desproporcionadamente la salud y la seguridad de las personas en las instalaciones penitenciarias. En palabras de la jueza de la Corte Suprema de EE. UU., Sonya Sotomayor, “[l]os reclusos en todas partes se han vuelto vulnerables y, a menudo, impotentes para protegerse del daño”. (Valentine v. Collier, 140 S. Ct. 1598, 1601 (2020)).

TOMAR ACCIÓN: Solicite a la Dra. Natasha Bagdasarian, Directora Ejecutiva Médica del Departamento de Salud y Servicios Humanos de Michigan (MDHHS), que ejerza su autoridad para abordar la crisis de COVID-19 en las prisiones de Michigan. Haga clic aquí para escribir una carta

TOMAR ACCIÓN: Apoye la reforma penitenciaria de Michigan firmando esta petición http://Bitly.com/MichPR

Sinceramente,
Efrén Paredes, Jr. de Tri-Chair of Michigan Poor People's Campaign